Adiós a las puntas abiertas

Por: Janeth Vargas, Experta en Cosmética Natural Karé Organics

La mayoría de nosotras nos hemos tenido que enfrentar a las puntas abiertas o a la llamada “horquilla”, algo que nos hace ver el cabello opaco, reseco y poco saludable. Lo cierto es que cuando las puntas se abren no hay vuelta atrás y lo mejor es despuntar el pelo con un peluquero profesional. Lo que sí puedes empezar a hacer es implementar sencillos hábitos para prevenir esta condición y tener un cabello saludable.

El primer consejo es no recurrir a métodos traídos de los cabellos que incluso son riesgosos, como quemar las puntas del cabello con la llama de la vela; eso es tan solo una práctica peligrosa y poco efectiva. Lo otro y muy importante es no confiar en los productos que prometen sellarlas, pues a la fecha no existen productos mágicos ni pócimas milagrosas que lo hagan.

Si ya tienes puntas abierta o quieres evitarlas a toda costa la opción más efectiva es despuntar el cabello cada mes, junto a la prevención. Aquí les dejo 8 tips preventivos para un cabello sencillamente espectacular:

 

1- Utiliza un shampoo adecuado, libre de sal y de sulfatos.  Al lavar tu cabello sólo aplícalo en la raíz evitando frotar las puntas.

2- Nunca omitas el acondicionador. Ideal que contenga aceites nutritivos como Argán y Camelia. Úsalo siempre después del shampoo y para reforzar la protección usa acondicionador sin enjuague, preferiblemente de textura ligera.

3- Aunque el secado con toalla parezca inofensivo, no hacerlo de la manera adecuada puede ocasionar  nuevas puntas abiertas. Jamás frotes el cabello al secarlo. Utiliza toallas de microfibra o incluso camisetas de algodón. Envuelve tu cabello suavemente o deja que se escurra, protegiendo tu espalda con una toalla.

4- No es recomendable peinar el cabello después de lavarlo, ya que cuando está mojado es más delicado y el cepillado tiende a estirar las fibras provocando su quiebre. Péinalo antes de lavarlo o déjalo secar un poco para desenredarlo.

5- Deja el secador y la plancha para usar de vez en cuando. Evita cualquier herramienta de peinado con calor. Si sientes que debes utilizarlas, deja que el cabello se seque naturalmente, mantén la temperatura baja y disminuye el tiempo de exposición.

6-Cuando estés expuesta a fuertes corrientes de viento recojete el cabello, ya que este lo enreda y al tratar de soltar los nudos se maltrata y aparecen nuevas puntas abiertas.

7-  Cuidado con la correa del bolso, puedes aprisionar el cabello y reventarlo. Asegúrate de correr tu cabello antes de colocarte el bolso.

8- Hidrata y nutre frecuentemente tu cabello. El aceite de Argán contiene alta concentración de ácidos grasos y vitamina E. Coloca una pequeña gota en la palma de la mano, frotarlo entre las manos y esparcelo delicadamente en las puntas.